Carmiña Villegas y el arte de la buena mesa en Colombia

Me siento feliz hablando de mujeres innovadoras y creadoras que han cambiado la forma de ver el mundo con algo tan sencillo como puede ser el arte de servir y decorar una mesa.  Carmiña Villegas es  una mujer exquisita que logró volver de su nombre una marca en nuestro país.  Hace 25 años ella decidió traer la experiencia de sus viajes a Europa y traernos el concepto francés de LÁrt de la Table y hoy en día es conocida en Colombia entera por sus almacenes de buen gusto en Bogotá, Barranquilla, Cali y Valledupar.

Retomando sus palabras podemos compartir con ella la emoción que produce el haber hecho empresa en el país como algo tan espectacular como es la buena mesa  » Celebrar veinticinco años me genera una alegría enorme, no solo por la satisfacción personal que representa haber creado una marca que motiva la cultura de la mesa en nuestra sociedad, sino también porque ha sido mi manera de aportar algo al país a través de la generación empleo formal y bien remunerado a las cincuenta y cinco personas que trabajan conmigo y contribuir a su crecimiento profesional»

Yo creo que el arte de la buena mesa es algo que deberíamos tener todos a la hora de servir, pues la vida es más maravillosa cuando ante nuestros ojos tenemos algo placentero y artístico.  Una buena mesa se puede tener desde todos los presupuestos, podemos organizarla con grandes marcas de «Bone China, como las que maneja Carmiña Villegas, donde se encuentran Rosenthal, Villeroy & Boch, o Riedel por nombrar algunas o con productos de artesanos locales como los que ella utiliza.  Personalmente soy de las que adora poner una servilleta de color con un lindo servilletero y una de la piezas que se consigue en Carmiña Villegas.  Les comparto aquí unas ideas que me inspiró la tienda con sus productos.

unnamed-2 unnamed-3 unnamed-4 unnamed-5 unnamed-6

Comments